Dos MGL de alcance extendido, incorporados en un montaje doble aplicable a distintas plataformas.www.fuerzasmilitares.org.- Desde principios de los años 90, las Fuerzas Miiltares de Colombia han empleado el Multiple Grenade Lancher - MGL, de la empresa surafricana Milkor. Este lanzagranadas de 40 mm ha tenido un excelente desempeño en combate, dotando a las patrullas de un poder de fuego tremendo a la hora de la contraemboscada o en la defensa de instalaciones y bases. Es, junto con las ametralladoras y los morteros, un arma de apoyo infaltable en las pequeñas unidades del Ejército Nacional de Colombia.

Vista su efectividad, y dado que cada vez que se incrementa el píe de fuerza es necesario adquirir más unidades, la Industria Militar de Colombia, Indumil, empresa adscrita al Grupo Social y Empresarial de la Defensa - GSED, optó por negociar la licencia con la empresa Milkor, y de esta manera fabricar en Colombia el MGL Mk1. Lo cual se lleva a cabo desde hace varios años.

En la Expodefensa III, pudimos apreciar dos armas con una configuración distinta, y obviamente procedimos a preguntar de qué se trataba.

La persona encargada de esa sección dentro del gran stand de Indumil, nos contó que el MGL Mk1 tiene un alcance máximo de 375 metros, mientras que las dos versiones que estaban siendo probadas, usaban munición de baja velocidad, junto con otras mejoras tecnológicas, lo que les permitía alcanzar los 800 metros. Más del doble de la capacidad que actualmente tenemos.

Los modelos presentados a Indumil por empresas extranjeras para su evaluación, son el Super Six, y el XGRL-40. También está a prueba un dispositivo que permite la adaptación de dos MGL formando un montaje aplicable a distintas plataformas. Esta configuración permite contar con dos bocas de fuego y 12 granadas de empleo inmediato, con un solo sirviente. Parece una solución económica a medio camino entre un MGL y la ametralladora lanzagranadas Mk19.

Visto que Indumil se ha interesado en adquirir más y mejor tecnología para atender los requerimientos de nuestras tropas, es predecible que terminemos comprando la licencia para fabricar en Colombia esos MGL de alcance extendido. Representarían una mejora significativa en relación con lo que hoy tenemos, multiplicando por dos el alcance, sin incrementos en el peso y sin complicaciones en el entrenamiento. Es de suponerse que el montaje que fue exhibido también podría ser del interés de las Fuerzas Militares. Con él se pueden equipar vehículos, helicópteros o botes fluviales y de guardacostas.

Sea propicia la oportunidad para felicitar al señor General (R/A) Matamoros por su gestión al frente de INDUMIL, y para desearle mayores éxitos. Todo sus logros serán en beneficio de nuestras tropas y del país.

Prensa de www.fuerzasmilitares.org