La tripulación del buque de la armada de Colombia
La tripulación del buque de la armada de Colombia "7 de agosto" recibe al embajador colombiano en Emiratos Árabes Unidos.

www.fuerzasmilitares.org (19SEP2015).- Campos de tanques de crudo, el oleoducto más estratégico de la región y mucha seguridad acogieron al buque de la Armada de Colombia '7 de Agosto' a su llegada al puerto de Fujeirah, situado en la costa del Golfo de Omán en el norte de Emiratos Árabes Unidos (EAU), tras completar un mes como la primera patrullera suramericana que participa en la Operación Atalanta de lucha contra la piratería en el Cuerno de África.

A 22.000 kilómetros de navegación de su tierra, los 86 tripulantes del barco, todos militares y entre los que se encuentran tres españoles, fueron recibidos por decenas de sus compatriotas como héroes que protagonizan el hecho histórico de trasladar el suelo patrio colombiano hasta Asia y el océano Índico. “Son unos valientes marinos y tripulantes aéreos que han hecho posible un encuentro de sangre en tierras lejanas y que nos han traído un trozo de Colombia que surca los mares mientras participa en operaciones anti-piratería coordinadas internacionalmente”, aseguró a Efe Darío Malaver, uno de los colombianos que tuvo la oportunidad de visitar el buque. El 'ARC 7 de Agosto', patrullero construido totalmente en Colombia, se integró a la Operación Atalanta el 9 de agosto gracias a la aplicación de un convenio de colaboración entre la Armada española y colombiana.

“Cumplimos el mandato de proveer seguridad a las embarcaciones mercantes en el Golfo de Adén y Cuerno de África y garantizar las actividades marítimas legales; nuestra función es proteger a los buques del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas que ofrecen soporte y ayuda a todas las poblaciones vulnerables de Somalia que se han visto afectadas por causas de conflictos internos”, afirmó a Efe el comandante de la patrullera, capitán de Navío Darwin Alberto Alonso Torres. Según dijo, el éxito de la operación es “evitar que los piratas hagan acto de presencia” y subrayó que lo han logrado.

“Sabemos donde se encuentran sus campamentos principales gracias a que tenemos información de inteligencia naval, fotos de exploración aereo-marítima, satélites, helicópteros e inteligencia humana y nos hemos ubicado frente a ellos para decirles estamos acá, sabemos que ustedes están ahí y aquí nos vamos a quedar”.

La honra por vivir una experiencia única se encuentra presente en cada una de las actividades que han desarrollado en la embarcación durante su escala en Fujeirah, donde permanecieron desde el 11 el 14 de septiembre para llevar a cabo tareas de aprovisionamiento logístico, de combustible, de víveres y para dar la oportunidad a la tripulación de descansar después de muchos días en el mar.

“Es un orgullo poder demostrar las capacidades que durante numerosos años Colombia ha venido adquiriendo y fortaleciendo en el marco regional del Caribe y el Pacífico para mitigar los efectos de las amenazas que actúan en el mar como el narcotráfico, la piratería y el contrabando;  toda esa experiencia hemos venido a ponerla al servicio de la comunidad internacional”, puntualizó Alonso Torres.

La primera ceremonia que protagonizó la tripulación horas después de atracar en Fujeirah fue recibir con todos los honores al embajador de Colombia en Emiratos Árabes Unidos, Faihan Al Fayez, quien no dudó en señalar ante los militares que el 'ARC 7 de Agosto' es una embajada “más importante” que las que se encuentran ubicadas en el suelo de los distintos países.

GRAN ACONTECIMIENTO

“Para todos los colombianos que viven en Emiratos Árabes recibir a este buque de nuestra Armada es un gran acontecimiento y prueba de ello es el enorme interés que han mostrado por visitarlo”, concretó el embajador. Pero los militares no sólo van a realizar recepciones en el buque, entre ellas una dedicada a las autoridades locales, también quieren conocer “una cultura tan interesante, tan importante y tan lejana” como la de Emiratos Árabes, manifestó el comandante de la patrullera.

“Queremos enriquecernos culturalmente, por lo que la tripulación ha viajado a Dubai”, agregó. Para ello tevieron que recorrer en vehículos los 120 kilómetros que unen la costa del Golfo Omán con la de Golfo Pérsico, pero Alonso Torres se mostró convencido de que “valió la pena” proque el objetivo fue conocer una emblemática ciudad que ha despertado la atención a nivel mundial por su arquitectura, su construcción y su espectacular desarrollo”. Tras su paso por Fujeirah, el buque ha retornado al área de operaciones en el Océano Índico para continuar sus labores de protección del tráfico marítimo legal y de los buques del Programa Mundial de Alimentos.

elcorreo.ae