La Armada Nacional, en su esfuerzo por el cumplimiento de la misión institucional, durante el año 2015 obtuvo numerosos logros que contribuyeron a la consolidación de los objetivos estratégicos de las Fuerzas Militares. Imagen de archivo
La Armada Nacional, en su esfuerzo por el cumplimiento de la misión institucional, durante el año 2015 obtuvo numerosos logros que contribuyeron a la consolidación de los objetivos estratégicos de las Fuerzas Militares. Imagen de archivo

www.fuerzasmilitares.org (01ENE2016).- La Armada Nacional, en su esfuerzo por el cumplimiento de la misión institucional, durante el año 2015 obtuvo numerosos logros que contribuyeron a la consolidación de los objetivos estratégicos de las Fuerzas Militares, propuestos en el Plan de Guerra “Espada de Honor III”,

A través del comando, control y ejecución de operaciones militares, tanto en los ríos, como en las costas, jurisdicción terrestre y marítima, con sus cuatro Fuerzas Navales y con las Fuerzas de Tarea contra el Narcotráfico “Poseidón” y “Neptuno”, esta última, activada a inicios de este año con el fin de acelerar la degradación de las finanzas del Narcoterrorismo.

Neutralización de terroristas, incautación de alcaloides, pesca ilegal, capturas de narcotraficantes, ejercicio de soberanía nacional, operaciones de búsqueda y rescate exitosas y participación en ejercicios navales internacionales son algunas de las operaciones que realizó la Armada Nacional durante el año 2015, que le permitieron impactar de manera positiva en la población y golpear contundentemente a los grupos narcotraficantes.

Durante este año se logró la incautación de cerca de 87 toneladas de cocaína, evitando así que más de 2 billones de dólares entraran a las finanzas de los grupos narcoterroristas. De igual forma, se lograron importantes incautaciones de insumos sólidos y líquidos para la producción de alcaloides; más de 124.000 galones de insumos líquidos y más de 196 toneladas de insumos sólidos han permitido dar un significativo golpe a las organizaciones narcoterroristas, ya que esto afecta la producción de alcaloides y por ende su posterior distribución. Se destruyeron de manera controlada 157 laboratorios y cristalizaderos y 69 cocinas rústicas para el procesamiento de alcaloides. Así mismo, se erradicaron 624 hectáreas de cultivos ilícitos de hoja de coca.

La presencia permanente de los hombres y mujeres que protegen el azul de la bandera en operaciones militares permitió la afectación de 283 narcoterroristas, entre los que se destacan 57 entregas voluntarias, 14 menores de edad rescatados del conflicto, 183 capturados y 12 muertos en combate. Así mismo, se logró la neutralización de 130 integrantes de las Bandas Criminales al Servicio del Narcotráfico, 524 narcotraficantes y 986 sujetos de delincuencia común.

Durante estas operaciones se incautaron 119 armas de largo alcance, 12 armas de apoyo, 334 armas de corto alcance, para un total de 465 armas incautadas. Así mismo, se incautaron 351 granadas de diferentes tipos, más de 64.000 cartuchos de diferentes calibres y más de 7.5 toneladas de explosivos, debilitando el accionar de los grupos al margen de la ley y previniendo acciones terroristas contra la población colombiana y las tropas.

En la lucha contra toda la cadena asociada al tráfico de cocaína, con el fin de afectar las fuentes de financiación de bandas criminales y grupos terroristas ha sido fundamental la incautación de artefactos semisumergibles, con los que los traficantes buscan evadir el control marítimo para transportar su mercancía, en el año 2015 fueron localizados 4. Con esta incautación el golpe económico a los grupos ilegales es significativo, teniendo en cuenta que la construcción de un semisumergible puede tener un costo de entre US$500.000 y un millón de dólares.

En cuanto a la protección de los recursos naturales, fueron incautadas más de 12.400 kilos de pescas ilegales e inmovilizadas 479 embarcaciones por no cumplir con las normas establecidas por la Autoridad Marítima Nacional; se incautaron más de 4.500 metales que eran usados para minería ilegal.

El trabajo decidido de Guardacostas y de los diferentes buques de la Armada Nacional ha sido fundamental para contribuir a la salvaguardar la vida en el mar, como lo demuestran las 886 personas rescatadas en 183 operaciones, ratificando el compromiso institucional de la protección de la vida humana.Así mismo, fueron hallados 873 migrantes ilegales, tratando de cruzar las costas colombianas con rumbo a los Estados Unidos.

En la labor de brindar ayuda a las comunidades más vulneradas, la Dirección de Acción Integral de la Armada Nacional en coordinación con varias Instituciones del Estado, llevó a cabo 143 Jornadas de Apoyo al Desarrollo, en las que 88.243 personas se beneficiaron con atención en medicina general y especializada, odontología, ginecología, bacteriología, fitoterapia, ortopedia, pediatría, psicología, entre otras, logrando contribuir a la consolidación territorial, trabajando por el bienestar, mejorando la calidad de vida y apoyando el progreso de las poblaciones en las zonas menos favorecidas del país.

El ejercicio de la soberanía durante el año 2015 en el Archipiélago de San Andrés y Providencia se hizo sin ahorrar esfuerzos por parte de la Armada Nacional. Fragatas, Patrulleras Oceánicas y Unidades de Reacción Rápida operadas por un personal comprometido con la misión, permanecieron los 365 días del año en toda la jurisdicción, en cumplimiento de las líneas de acción estratégicas ordenadas por el Gobierno Nacional.

En el año 2015 culminó la Primera Expedición Científica de Colombia a la Antártida, misión de ciencia, geopolítica, estrategia y cooperación internacional, en la que el buque ARC “20 de Julio” luego de 94 días de operación y 14.560 millas recorridas, llevó a cabo investigaciones relacionadas con el cambio climático, la dinámica de las corrientes, el impacto del clima Antártico en Colombia, labores de cartografía náutica en el Estrecho de Gerlache, entre otros proyectos e intercambió conocimientos con países como Argentina, Chile, Brasil, Ecuador y Perú.

Así mismo, se realizó con éxito la operación Binacional No IX entre Colombia y Perú, una de las operaciones humanitarias más significativas de Latinoamérica, en donde se recorrieron más de 2000 kms de navegación entre el río Putumayo y Amazonas para brindar atención en medicina general y especializada, odontología, laboratorio clínico, vacunación, planificación, control y crecimiento, nutrición, entre otros, a las comunidades más apartadas del territorio nacional. Se logró atender a 143 poblaciones, 64 peruanas y 79 colombianas, superando los 45.346 servicios prestados y las 19.135 personas beneficiadas.

La Armada Nacional de Colombia, la Marina de Guerra del Perú y la Marina del Brasil realizaron la operación BRACOLPER 2015, que se desarrolló sobre el río Amazonas desde Leticia-Colombia hasta Manaos-Brasil, pasando por territorio peruano, en donde se realizaron ejercicios y prácticas navales de comunicaciones, formaciones, semáforas, destellos, transferencia de carga ligera y reacción rápida, entre otros. Esta operación permitió crear y fortalecer lazos de amistad y cooperación mutua para el beneficio de las poblaciones rivereñas, para salvaguardar las hidrovías de la Amazonía, combatir en los ríos fronterizos y comunes actividades ilícitas como el narcotráfico, la minería ilegal y la explotación ambiental.

De igual modo, la fragata ARC “Caldas” de la Armada nacional participó en la versión No 56 de los ejercicios navales “UNITAS”. Se trató de la participación de Colombia, de forma ininterrumpida, en los que son considerados los ejercicios navales multinacionales más antiguos del planeta, los cuales se realizan cada año, y en los que solamente Colombia y Estados Unidos han estado presentes durante todas y cada una de sus versiones. En UNITAS, los marinos de las 11 naciones participantes realizaron ejercicios de entrenamiento, capacitación y cooperación multinacional, con el objetivo de fortalecer la interoperabilidad de las diferentes marinas, así como contribuir al mantenimiento de las buenas relaciones entre los países de la región y fortalecer la confianza mutua.

Asi mismo, la Armada Nacional participó en las operaciones de seguridad marítima contra la piratería “Atalanta” y “Ocean Shield”, en donde el buque ARC “7 de Agosto” luego de 153 días de navegación y un total de 28.878 millas náuticas navegadas, desarrolló operaciones de protección de buques mercantes del Programa Mundial de Alimentos – PMA de las Naciones Unidas y apoyó las operaciones de seguridad del tráfico marítimo legal en esa zona del mundo, logrando contribuir a la preservación del buen orden en el mar contra amenazas de carácter transnacional como la piratería y el tráfico de migrantes; protegiendo a los buques vulnerables en el Cuerno de África ante amenazas contra el desarrollo normal del tráfico marítimo en esta zona del mundo.

Se trató de la primera participación de Colombia en esta operación humanitaria internacional, cuyo objetivo fue brindar protección a los buques que transportan los alimentos para los países más pobres de África Oriental contribuyendo a la seguridad marítima global; y en la que participaron las naciones con mayor trayectoria naval en el mundo.

De esta manera, la Armada Nacional reafirma su compromiso para el año 2016 de continuar protegiendo el azul de la bandera, brindando atención humanitaria, ejerciendo soberanía en el mar, protegiendo la economía del país, velando por el desarrollo fluvial y cooperando internacionalmente con nuestros países aliados a través de operaciones exitosas, que contribuyan a la seguridad de la jurisdicción, al bienestar y la tranquilidad de los colombianos.

Prensa Comando Armada