Personal militar detenidoUn fiscal especializado de Derechos Humanos cobijó con medida de aseguramiento contra un oficial, un suboficial y seis soldados profesionales por su presunta participación en los hechos que rodearon la muerte de un campesino que fue reportado como guerrillero abatido en combate.

Los uniformados no aceptaron su responsabilidad en los delitos de homicidio en persona protegida, desaparición forzada y falsedad ideológica en documento público.

Según la investigación adelantada, los hechos se presentaron el 17 de agosto de 2006, en zona rural del municipio de Vistahermosa, Meta cuando tropas del Ejército estaban adelantando una operación táctica en la que resultó muerto el jornalero.

Sin embargo, los testimonios recolectados permitieron establecer que cuando el campesino estaba cocinando sus alimentos fue sacado por la fuerza por los militares, quienes lo retuvieron por tres días para, posteriormente, asesinarle y registrar en el informe de operaciones una supuesta muerte en combates con la guerrilla.

En la investigación se busca establecer si por esta "baja" los soldados recibieron varios días de licencia de permiso.

Los militares fueron recluidos en centros militares de Bogotá y Corozal, Sucre. }

elespectador.com