Cartel de militares que proveía de armas a FARC y bacrim.
Cartel de militares que proveía de armas a FARC y bacrim

www.fuerzasmilitares.org (30ABR2015).- Desde octubre pasado el Ejército Nacional, la Policía Judicial de la Dirección Antisecuestro de la Policía Nacional y la Fiscalía General de la Nación, dieron inicio a la operación ‘Marfil’ con el fin de desmantelar una red de tráfico ilegal de material de guerra, proveniente de las Fuerzas Militares. Este miércoles, la Fiscalía dio captura a siete suboficiales del Ejército (6 sargentos y un soldado profesional) y seis civiles

“El papel de los militares era sacar las armas, municiones y explosivos de diferentes guarniciones militares, especialmente en Bogotá y se las pasaban a los civiles, quienes eran el puente o los encargados de comercializarlas entre miembros de las FARC e integrante de las bacrim”,

dijeron fuentes de este portal.Sin embargo, también se conoció que faltan más de 10 órdenes de captura por hacerse efectivas de otros miembros que ayudaban a la organización.La operación fue desarrollada en las ciudades de Bogotá, Ibagué, Melgar (Tolima), Guacarí (Valle),Puerto Berrio (Antioquia) y Argelia (Valle). Según las pesquisas, desde hace dos años integrantes de la logística militar, utilizando sus cargos administrativos, realizaban movimientos ilegales en el sistema informático y, a su vez, emitían conceptos técnicos falsos de pérdida de material de armas, municiones y optrónicos (visores nocturnos), con el fin de darlos de baja definitiva en la institución mediante actas fraudulentas.Luego, se procedía a venderlos a los frentes 10, 6 y la columna móvil ‘Teófilo Forero Castro’ de las FARC, así como a algunas bandas criminales.La investigación se dio a raíz de la captura en flagrancia realizada el día 13 de septiembre de 2013 a una persona que tenía en su poder 8.000 cartuchos de munición 5.56 x 45 milímetros, que pertenecían a la Primera Brigada del Ejército. El destinatario, presuntamente, era el frente 10 de las FARC. Incluso, la red habría comercializado 100.000 cartuchos de diferentes calibres, 1.000 granadas de 40 milímetros, 60 milímetros y diferentes armas, entre las que se destacan 30 fusiles calibre 5.56 x 45 milímetros y 10 ametralladoras M-60. "Una vez fuera de las unidades militares, el material hurtado era almacenado en viviendas particulares, donde habitaban miembros de las FARC, que eran los responsables de extraer el material en pequeñas cantidades y enviarlo a través de empresas de transporte público o encomienda”, manifestó el Ejército en un comunicado. Al parecer, la red de tráfico ilegal de material de guerra estaba conformada por 20 personas, entre los cuales se encontraban siete suboficiales y un soldado profesional activos; dos suboficiales y un soldado profesional (r), quienes hacían parte de Batallones de Mantenimiento, Abastecimiento, Apoyo y Servicios para el Combate, Ingenieros, Infantería y la Dirección de Armamento. Así mismo, estarían involucrados nueve civiles, vinculados a las FARC. En las próximas horas, los detenidos serán trasladados Bogotá para las correspondientes audiencias de control de garantías en las cuales se imputarán delitos como tráfico de armas y peculado por apropiación.

semana.com