Los fallecidos en el incidente fueron los 4 tripulantes del helicóptero y 18 hombres que eran transportados a la zona de los combates.
Los fallecidos en el incidente fueron los 4 tripulantes del helicóptero y 18 hombres que eran transportados a la zona de los combates.

www.fuerzasmilitares.org (06JUL2016).- La Nación fue condenada por el Consejo de Estado por la caída de un helicóptero del Ejército Nacional, en hechos ocurridos el 18 de octrubre de 2000, en donde perdieron la vida los 4 tripulantes de la aeronave y 18 soldados que eran transportados en ella. La misión era apoyar tropas en Dabeiba, Antioquia, que estaban siendo atacadas por una fuerza combinada de las FARC, el ELN y el ERG, que alcanzaba los 400 terroristas. El helicóptero se estrelló debido a que el piloto fue alcanzado por disparos desde tierra realizados por los delincuentes.

El UH-60 se estrelló en el sitio denominado Alto Bonito, ubicado a uno 3 kilómetros de la cabecera municipal de Dabeiba. Sin embargo esto fue solo una parte de la tragedia. Al mismo tiempo la Cuarta Brigada estaba enfrentando otra situación el el departamento del Chocó, donde los terroristas se tomaron la población de Bagadó con una fuerza de 600 hombres y en el proceso asesinaron a 53 soldados del Ejército Nacional. Para ese momento el comandante de la Cuarta Brigada era el señor Brigadier General Eduardo Herrera Verbel, quien se habría desplazado hasta el Comando Aéreo de Combate No. 4, en Rionegro, para dirigir desde allí las operaciones de apoyo a las unidades que se encontraban en combate. En la reacción de la Fuerza Pública, se logró dar de baja a 20 miemrbos de las FARC y finalmente recuperar el control de las dos poblaciones.

En su pronunciamiento la Sección Tercera del Consejo de Estado señaló que no hubo un plan táctico terrestre para brindar seguridad al desembarco aéreo. “Si el daño se produce por una falla del servicio o por la exposición de la víctima a un riesgo excepcional en comparación con el que debieron enfrentar sus demás compañeros de armas, la víctima tiene derecho a recibir una reparación integral de los perjuicios causados, pues de otra forma se rompería el principio de la igualdad de los ciudadanos ante la ley”, dijo el fallo.

(Douglas Hernández, Medellín)