Soldados Colombianos
El denunciante no quiso volver a su unidad y ahora aparece como desertor.

www.fuerzasmilitares.org (28JUL2017).- Veinte millones de pesos, reporte de conducta excelente y la libreta militar. Esa es la oferta que recibió un soldado, según una denuncia que está en la Fiscalía y en la Procuraduría, para guardar silencio luego de haber sido presuntamente víctima de un abuso sexual por parte de un suboficial.

El soldado de 20 años, que prefiere no revelar su nombre, dice que los hechos sucedieron el 9 de mayo, cuando luego de pasar unos días de permiso con su familia en Bogotá le informaron que debía presentarse en el Distrito Militar n.° 3 de Kennedy, donde le asignaron un trabajo como secretario o estafeta del sargento Dixon Velásquez.

Según la versión del soldado, él y Velásquez intercambiaron números de teléfono y, unas horas después, el sargento lo citó para hablar sobre su trabajo. En una casa del barrio Bosa La Independencia, donde reside el suboficial, habrían almorzado y luego se tomaron unas cervezas y una botella de aguardiente.

El soldado declara que tras embriagarse, el sargento habría aprovechado para abusar de él. El soldado fue a la Casa de Justicia de Bosa, luego a Medicina Legal y después fue a la Fiscalía, donde se emitió una orden para obtener los datos del presunto agresor.

Y cuando el soldado acudió a un CAI cercano al Distrito Militar para obtener acompañamiento y hacer efectiva la recolección de datos, el policía que lo atendió y se dirigió a buscar al sargento le trajo una propuesta para que no denunciara al suboficial, quien fue trasladado a Arauca.

El comandante de la Brigada 18 del Ejército, en Arauca, el coronel Miguel Ángel Fajardo Pedraza, le dijo a EL TIEMPO que está en curso una investigación disciplinaria por los hechos y que no han logrado obtener la declaración del soldado, que desertó.

José Luis Bohórquez, presidente de la corporación de abogados Semillas de Justicia y Dignidad, que asesora al joven, dijo que ya se radicaron documentos señalando el motivo por el cual el soldado no se ha presentado para continuar prestando el servicio.

 

(eltiempo.com)