Exposición del señor Procurador.www.fuerzasmilitares.org (29SEP2014).- En el marco del VI Seminario Internacional en Derechos Humanos y Derecho Internacional de los Conflictos Armados, el Procurador General de la Nación, Alejandro Ordoñez Maldonado, conversó hoy en la Escuela Superior de Guerra con los Oficiales del Curso de Altos Estudios Militares (CAEM) y del Curso de Estado Mayor (CEM) sobre el derecho a la justicia en los diálogos de la Habana.

“Estamos pasando por un momento histórico para el país. Tenemos la oportunidad de pasar la página de la violencia”, aseguró el Procurador. No obstante, insistió en la necesidad de consolidar el proceso de paz con credibilidad, en el marco de una seguridad jurídica sometida a la constitución. 

Durante el conversatorio, el Procurador se refirió también a la necesidad de apoyar el ordenamiento constitucional del país y la legislación internacional para proteger el derecho de las víctimas en un posible escenario de posconflicto. “Debemos defender la Constitución en Colombia para no dejar una puerta abierta a la impunidad. Por eso es necesario armonizar la paz con los derechos de la víctimas de la guerra”, dijo. En ese sentido, analizó el contexto jurídico en el marco de la Justicia Transicional y advirtió que es necesario penalizar los delitos en función de la gravedad de los mismos. “La paz debe quedar bien hecha, porque si desconoce los ordenamientos internacionales no es una paz sostenible a largo plazo”, insistió.

Con relación al proceso en La Habana, enfatizó que “una paz, con las dosis de impunidad que piden las Farc, no es una paz sostenible en el tiempo”. “No se puede admitir la absoluta impunidad ni tampoco las penas simbólicas para los culpables por crímenes sistemáticos de lesa humanidad”, enfatizó.

Sobre éste punto, insistió en que no se cansará de advertir que el Marco Jurídico para Paz permite el indulto de terroristas, narcotraficantes y genocidas, y admite, además, la posibilidad futura de consentir su participación en la vida política del país. En relación a esto, el Procurador afirmó que el indulto transmite un mensaje equivocado a los culpables acerca de la supremacía de la amnistía sobre los delitos cometidos. “La impunidad es el mejor aliciente para la repetición”, advirtió. 

En su discurso aseveró que la legitimidad de la Fuerzas Militares es incuestionable y que por lo tanto, los hombres de la Patria que empuñaron las armas en defensa de los derechos de los colombianos se les debe aplicar un trato diferenciado en el marco de la justicia transicional. 

Para finalizar, aseguró que la Fiscalía General de la Nación debe trabajar en la categorización de los delitos cometidos en el marco de la guerra, para que las penas sean proporcionales a las violaciones a la ley, en aras de respetar los derechos de las víctimas y la credibilidad del Estado. Al respecto recordó que “no existe soberanía absoluta cuando no se respeta la dignidad humana”. 

Prensa Esdegue