Procurador general de la Nación Alejandro Ordoñez
Procurador general de la Nación Alejandro Ordoñez

www.fuerzasmilitares.org (06ABRIL2015).-El procurador general de la Nación, Alejandro Ordóñez, le recordó de manera vehemente a todos los integrantes de la fuerza pública la obediencia y lealtad absoluta a su comandante en jefe, el presidente de la República. En otras palabras, la tropa no debe ser deliberante ni expresar ideas políticas: “En las Fuerzas Militares y de Policía no puede haber personas cuya conducta propicie, en el seno de esas instituciones, debates más propios de la actividad parlamentaria o de la naturaleza de los partidos políticos. La Constitución lo proscribe para quienes detentan las armas de la República”.


Ordóñez le envió una carta al presidente Santos en la que le dice que conoció sus declaraciones del pasado 1 de abril en el fuerte militar de Tolemaida en las que afirmó que “le duele tanto que dentro de las propias Fuerzas existan personas interesadas en dividirlos o actuando de mala fe”.

“En caso de que los supuestos hechos que menciona llegaran a involucrar a miembros activos de la Fuerza Pública, no solo podrían configurarse faltas disciplinarias, sino eventualmente delitos o, más aún, situaciones cuyo desarrollo pudiera poner en riesgo el régimen constitucional”, anotó Ordóñez en su misiva.

Desde la base militar de Tolemaida, en Tolima, el presidente Juan Manuel Santos denunció que generales en retiro promueven una campaña de desprestigio contra el proceso de paz que se adelanta con la guerrilla de las FARC, en La Habana, Cuba.

En un enfático pronunciamiento el mandatario de los colombianos, dijo que “ya es hora que estos oficiales retirados dejen de hacerle daño al proceso y a las mismas Fuerzas Militares”. “Por eso me duele tanto que sean personas que han llegado a ser generales de la República que también estén en esta campaña”, dijo. Además dijo que las acusaciones que se hacen contra el proceso de paz son de “mala fe” (…) “Son difamaciones que se hacen en contra de la negociación con la FARC”, “Eso no dice mucho y no exalta a nuestras Fuerzas; eso lo que les hace es daño”, aseguró el jefe del Estado.

Para el mandatario hay gente interesada en que el proceso no tenga éxito por intereses particulares, como los narcotraficantes y los traficantes de armas, y otros por razones políticas. El presidente Santos estuvo junto al ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, la cúpula militar y el general (r) Jorge Enrique Mora Rangel, negociador con las FARC en La Habana.

La Procuraduría recuerda que el artículo 219 de la Constitución señala que la “Fuerza Pública no es deliberante”, prohibición que comprende a todos los miembros de las Fuerzas Militares y de Policía, sin excepción.  “A ningún miembro de la fuerza pública le es dado controvertir o poner en entredicho las órdenes de su comandante en jefe, el Presidente de la República, independiente de quien se trate”, explicó.;

Por eso, agrega Ordóñez, “en cumplimiento de las funciones constitucionales que corresponde a la Procuraduría, le solicito, señor Presidente, precise si tales hechos comprenden a miembros activos de las Fuerzas Militares y de Policía, caso en el cual le pido informe a este despacho sus nombres, grado, unidad militar a la que están adscritos y cargos que desempeñan”.

Para el jefe del ministerio Público, “dada la gravedad de los acontecimientos, dicha información se requiere con carácter urgente para evaluar el posible ejercicio del poder preferente disciplinario y actuar con toda severidad en defensa del orden jurídico, en caso de que llegaran a verificarse tales conductas en cabeza de miembros activos de la fuerza pública”.

Ordóñez recuerda que la defensa de la Constitución es una responsabilidad de todas las autoridades estatales, pero especialmente de la Procuraduría General de la Nación.

semana.com