El comandante de las Fuerzas Militares de Colombia, general Alejandro Navas, ha indicado este miércoles que hay 128 militares en poder de la guerrilla de los que no se tienen noticia, mientras que uno de los sargentos liberados el pasado 2 de abril, Luis Alfredo Moreno, ha resaltado que aún quedan secuestrados por la guerrilla en la selva y ha hecho un llamamiento al pueblo a movilizarse para exigir su puesta en libertad.

Navas ha afirmado, según información del diario local 'El Tiempo', que los 128 militares "han sido privados de la libertad en combates" y que "algunos están muertos", y ha pedido a las FARC "que se pronuncien sobre ellos".

Por su parte, Moreno, uno de los diez uniformados liberados recientemente por el grupo guerrillero, ha instado a los colombianos a no olvidar a los secuestrados que están cautivos en la selva, aunque no precisó un cifra.

"Por ejemplo, Carlos Hernández Hernández, los hermanos Cordón, Camilo Mora, en fin, una cantidad de colombianos secuestrados que no debemos olvidar", ha dicho durante una ceremonia en la que ha recibido una condecoración del Ejército Nacional en Bogotá, junto con los sargentos Luis Arturo Arcia, Róbinson Salcedo Guarín y Luis Alfonso Beltrán, también liberados por la guerrilla, señala una nota de prensa del Ministerio de Defensa colombiano.

Moreno también ha reconocido los esfuerzos de las fuerzas de seguridad para lograr la libertad de todos los secuestrados. "Quiero expresarles mis más sinceros agradecimientos por todo el apoyo y compañía recibida, por todo ese esfuerzo que realizaron por la búsqueda de los que estábamos allá secuestrados", ha expresado el sargento, quien estuvo 14 años en poder de las FARC.

Un total de diez militares fueron entregados por la guerrilla tras más de trece años de cautiverio mediante un operativo en el que participó la Fuerza Aérea de Brasil, al Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) y el grupo Colombianos y Colombianas por la Paz. Al anunciar su liberación, las FARC señalaron que se trataba de los últimos miembros de la Fuerza Pública en su poder.

europapress.es