Hacia la medianoche de este viernes, el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, informó oficialmente que Guillermo León Sáenz, alias 'Alfonso Cano', líder máximo de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), fue abatido durante operaciones militares que ocurrieron en la mañana en "un área del departamento de Cauca".

Seguidamente, el presidente Juan Manuel Santos manifestó desde Cartagena que cayó el número uno de las FARC. "Es el golpe más contundente que les ha sido dado en la historia", dijo.

'Cano' fue muerto durante operaciones militares que tuvieron lugar en zona rural en cercanías de los municipios de Suárez y Belalcázar, en el departamento de Cauca, al suroccidente del país.

El gobernador de este departamento, Guillermo Alberto González, fue uno de los primeros en confirmar en diálogo telefónico la muerte del jefe guerrillero, que tenía 63 años de edad.

"Ya podemos dar la noticia que nos da a nosotros una gran tranquilidad (...) hace aproximadamente dos horas que nos lo confirmaron (fuentes militares)", dijo González. 

Pero el mensaje del presidente Santos fue más bien moderado: "No debemos ser triunfalistas, debemos perseverar, debemos persisitir hasta entregarles a los colombianos un país en paz para un futuro mejor".

 

Operación Odiseo

Según el ministro Pinzón, la operación 'Odiseo', la que permitió abatir a 'Cano', inició hacia las 8:30 de la mañana en área rural del departamento de Cauca, que inicialmente fue bombardeada desde aviones de la Fuerza Aérea, en una operación que se inició dias atrás.

Allí "cayeron algunos miembros de la estructura de seguridad de 'Cano', cayo su radista (alias el 'Zorro'), cayó aparentemente su compañera (alias 'Patricia'), así como su jefe de seguridad", dijo.

Posteriormente, desembarcaron las tropas -conformadas por unos 1.000 hombres- y se identificaron algunos elementos personales del cabecilla, como sus gafas, su billetera, armamento, computadores y dispositivos electrónicos.

"Las tropas iniciaron un cerco en el área y en ese cerco, en el transcurso de la tarde, entraron en una situación de combate, de persecución de ese individuo y la estructura que lo acompañaba. Ahí cayó 'Alfonso Cano'", dijo el Ministro.

Fuentes militares indicaron que el cadáver del jefe guerrillero fue plenamente identificado por sus huellas dactilares. Solo en ese momento hubo confirmación positiva para el presidente Santos.

En el momento de su muerte se encontraba sin la barba que le caracterizaba y con varias heridas sufridas en el combate con las Fuerzas Militares.

También se confirmó que sobre las 11:00 de la noche llegaron vía aérea al batallón Agustín Codazzi en Palmira, cerca de Cali, los cuerpos de algunos guerrilleros abatidos que fueron levantados por el CTI de la Fiscalía, mientras el cuerpo de 'Cano' fue llevado a Popayán.

Tanto Santos como Pinzón agradecieron el crucial papel de las Fuerzas Militares y la Policía. "Gracias a todos los soldados y policías de Colombia porque gracias a su perseverancia, a su coraje,se logró dar este gran golpe", expresó el presidente. 

El mandatario también dirigió un mensaje a quienes quedan aún en las columnas guerrilleras:"Desmovilícense, porque de lo contrario terminarán en una cárcel o en una tumba".

"Este golpe es una confirmación de lo que hemos dicho varias veces: el crimen no paga", agregó.

Semana.com