Juan Carlos Pinzónwww.fuerzasmilitares.org (01JUL2014).- Una guerra frontal contra cabecillas del Eln y las Farc, fue la instrucción que dio a la fuerza pública el ministro de Defensa Nacional, Juan Carlos Pinzón Bueno, al término del consejo de seguridad celebrado sobre el mediodía de este lunes en la ciudad de Arauca, donde fue analizado el atentado contra las instalaciones del complejo petrolero de Caño Limón el pasado domingo, el cual dejó un total de 13 personas heridas.

El hecho fue catalogado por el alto funcionario como un "acto de absoluta cobardía que caracteriza al Eln”, y se refirió a su vez al caso de Machuca, en Antioquia, donde resultaron muertas varias personas a causa de la explosión de cilindros bombas.

Pinzón Bueno, señaló además que se pondrán en marcha medidas para combatir los atentados terroristas y ofreció cinco millones de pesos como recompensa para quienes denuncien a los integrantes de grupos insurgentes, que según él, se encuentran infiltrados en medio de la población civil.

"Llegó la hora de sacar al ELN de las casas de Arauca. Invito a la comunidad a que reporten cualquier irregularidad que avisten cerca de sus comunidades", añadió el titular de la cartera de Defensa.

Entre los anuncios tras el consejo de seguridad, precisó sobre la llegada al departamento de Arauca de una unidad especial de investigación judicial procedente de la ciudad de Bogotá, que se encargará del caso del atentado perpetrado contra la parte principal del complejo petrolero de Caño Limón y de otros casos de terrorismo que se vienen presentando.

"No podemos permitir que estos grupos terroristas crean que con sus acciones pueden presionar al pueblo colombiano o que pueden influir en las mesas de negociación, eso no va a ocurrir", concluyó Pinzón Bueno.

Igualmente, llamó a las organizaciones internacionales defensoras de los Derechos Humanos a verificar la gravedad de este tipo de actos delictivos y los invitó a hacer presencia en zonas neurálgicas del país.

eltiempo.com