Fabrica de armas de Indumil
Fabrica de armas de Indumil

www.fuerzasmilitares.org (26MAR2015).- Las 19 empresas y entidades del sector de la defensa nacional se alistan para dar un giro en su estrategia operacional, y adaptarse a las nuevas condiciones del mercado. Aunque se trata del cumplimiento a las recomendaciones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), para la implementación de mejores prácticas de Gobierno, el viceministro para el Grupo Social y Empresarial de la Defensa, el general José Javier Pérez Mejía, le dijo a Portafolio que, además de cumplir con este requerimiento, es necesario adaptar a todas las fuerzas del sector de Defensa a las nuevas condiciones del país, y hacia un posible escenario de posconflicto.

La participación de los particulares en las entidades y las empresas dependientes del Ministerio de Defensa, se concentrará inicialmente en la designación de civiles altamente calificados, en las juntas o en los consejos directivos de estas organizaciones, especialmente empresarios o ejecutivos con experiencia en la administración de sociedades empresariales privadas.

El general Pérez Mejía aseguró que una de las características de los nuevos cargos directivos es evitar que haya relación de mando entre los militares que permanecerán en la dirección de las entidades y las empresas estatales del sector. “Este proceso lo tenemos avanzado con organizaciones como la Defensa Civil, la Corporación de Industria Aeronáutica, el Hotel Tequendama y la empresa Indumil”.

En la actualidad, el Ministerio de Defensa tiene a su cargo 19 empresas y entidades, que se dedican no solamente a actividades de tipo militar, sino a proveer servicios y partes a compañías privadas, especialmente del sector de infraestructura, minería, y transporte aéreo, marítimo y fluvial.

“En Indumil, nosotros producimos un alto número de partes para equipos y maquinaria, y la totalidad de los explosivos que se requieren en la actividad minera. Igualmente hacemos en Cotecmar, con la producción de embarcaciones en los astilleros de la empresa. En el caso del negocio aéreo, nuestras compañías son grandes productoras de blindaje para helicópteros y partes para aviones de guerra”, dijo el general Pérez Mejía.

El viceministro también aseguró que se está trabajando en elevar el potencial de la base industrial del sector de la defensa, de la que hacen parte unas 500 empresas privadas, que reciben servicios para la Fuerza Pública, o que adquieren bienes que producidos por el Estado.

El funcionario dijo que se están fortaleciendo las compañías militares. Por ejemplo, Codaltec, desarrolladora de software para las instituciones militares, tendrá nueva sede en Villavicencio. Allí trabajan más de 200 ingenieros de sistemas desarrollando plataformas tecnológicas para atender las necesidades de las entidades de la fuerza pública.

MÁS IMPULSO AL DESARROLLO TECNOLÓGICO

Antes de dos meses comenzarán las obras de la nueva sede la Corporación de Alta Tecnología del Sector Defensa, que estará ubicada en la sede del Batallón Apiay, en Villavicencio. Según el Viceministro de para el Grupo Social y Empresarial, la obra permitirá fortalecer el desarrollo de capacidades en el área tecnológica, a fin de que la institución militar cree sus propias soluciones informáticas, apoyando no solo las operaciones de la Fuerza Pública sino a la Industria Nacional.

BUEN GOBIERNO EN LAS EMPRESAS DEL SECTOR DEFENSA

Hoy se realizará en el Club Militar el foro “Gobierno Corporativo, Mejores Prácticas para generar Valor”.

El objetivo es resaltar la importancia y las ventajas de implementar dentro del funcionamiento de las empresas del estado las mejores prácticas de gobierno, a la luz de las políticas de la Ocde para las Empresas Públicas del Estado (EPE). También se busca incorporar dentro de la agenda de los grupos de interés, los procesos de transformación que deben realizar las EPE en temas de Gobierno Corporativo, especialmente en los aspectos relacionados con juntas y consejos directivos.

En el evento de hoy se espera la presencia de al menos 200 personas, entre accionistas de entidades del sector defensa, miembros de juntas y consejos directivos de sociedades estatales militares, gerentes, presidentes y funcionarios del Ministerio de Defensa y del Gobierno Nacional.

portafolio.co