El periodista francés Roméo Lanlois, liberado este miércoles por las Farc luego de 33 días de secuestro, señaló que con su secuestro "las Farc metieron un gol" haciendo referencia a que se utilizó su situación como una jugada política con la que "la guerrilla se aprovechó".

Indicó que desde un principio tuvo claro que su retención iba a ser momentaria pero reconoció que las Farc lo utilizaron como "un muñeco" y alargaron su secuestro "hicieron política (...)son expertos en hacer dramaturgia fue un gol que metieron a costas mia".

Señaló que la demora con su retención también se produjo porque las Farc esperaron que que se eligiera al actual presidente François Hollande "para emitir un comunicado en el que se admitía mi retención".

Con relación a dicho comunicado en el que las Farc condicionaron la liberación de Langlois a la apertura de un debate nacional y mundial sobre la libertad de prensa, el periodista francés señaló en rueda de prensa,que dicha propuesta le dio risa y calificó la iniciativa como "descarada" y "provocadora".

"Esa propuesta me pareció un descaro, increíble, me dio risa, esperaron la elección deHollande hicieron más tiempo y proponen un debate sobre la libertad de prensa con el antecedente de un periodista secuestrado, en ese momento tuve claro que me demoraría más tiempo con ellos (...)pareció una provocación", agregó Langlois e indicó que el conflicto en Colombia está muy olvidado al tiempo que criticó a las Farc por "tener que secuestrar" para abrir un debate de ese tipo.

El momento de su secuestro

El comunicador francés contó detalles relacionados con el enfrentamiento armado que se produjo antes de su secuestro, reiteró que en el momento en el que se dio el intercambio de disparos entre las Farc y el Ejército sí tenía puestas prendas militares (casco y chaleco anti-esquirlas) e indicó que se las quitó para evitar un ataque por la guerrilla.

Señaló que en el momento del enfrentamiento armado "nunca corrí hacia el lado de la guerrilla, me agaché y procuré alejarme del fuego cruzado, luego llegó un grupo de cuatro guerrilleros que me requisó y me cuestionó por mi presencia en ese sector".

"Lo apoyo totalmente al Ejército colombiano. De ninguna manera es responsable de lo que me pasó. Lo que me pasó es un riesgo profesional", dijo Langlois al brindar detalles de su secuestro en una conferencia de prensa en la sede de la embajada francesa en Bogotá.

"A veces la opinión quiere cabezas, pero eso fue un hecho de la guerra, hace parte del trabajo. No hubo un error de maniobra, la guerilla estaba en su casa", añadió el periodista.

Langlois elogió a los militares que le acompañaban cuando cayó en poder de la guerrilla y expresó sus condolencias a los familiares de los que fallecieron en el combate."Me duele mucho. Yo estuve un buen rato con estos hombres realmente valientes, que conmigo se hancomportado como caballeros", dijo.Corresponsal de la cadena de televisión France 24.

La controversia con Álvaro Uribe

El periodista francés reiteró que las dudas de Uribe con relación a su presencia en la zona en el la que fue secuestrado, en el que momento en el que realizaba un reportaje periodistico, "son de mal gustó (...) fui víctima de la guerrilla, no vale la pena reducir el debate a acusaciones personales" e indicó que la relación que tiene con la guerrilla "es la misma que tengo con el Ejército, una relación profesional de cubrimiento periodístico".

Señaló que los ataques del Uribe están fundamentados en una pregunta que no le gustó al exmandatario en el desarrollo de un documental. "Me tiene cierta rabia por eso, y en vez de preguntarme por cómo estoy y felicitarme por mi libertad, quiere generar polémica".

Puntualizó que con relación a dicha polémica "hay que bajarle el tono"

elespectador.com