Sitio de la OperaciónEn cumplimiento de la Estrategia Integral contra el Terrorismo contemplada en el Plan “Corazón Verde”, unidades de la Dirección de Inteligencia de la  Policía Nacional en coordinación con la Fuerza Aérea Colombiana, ubicaron y destruyeron un campamento del Frente 5 de las Farc en zona rural de Mutatá, en el departamento de Antioquia.

Durante la Operación “Fortuna”, la cual aún está en su fase de consolidación, fueron neutralizados 14 guerrilleros, además de la incautación de 13 fusiles (5 AK-47, 4 M-16, 4 M-4), 2 escopetas calibre 16, elementos logísticos, remesa y alimentos para varios días y documentación de interés para inteligencia policial.

Según la información recopilada a través de medios técnicos y fuentes humanas, señalan que en la acción operacional María Elda Ramírez, alias “Mayerly” y Segunda Cabecilla del Frente 5 de las Farc, habría resultado herida y estaría coordinando su desmovilización. Alias “Mayerly” controla más del 50% de la producción, recolección y comercialización de cocaína, así como el manejo de las finanzas de esa estructura terrorista. Además es la responsable del accionar armado del Frente 5 de las Farc en los municipios de Apartadó, Chigorodó y Mutatá, se moviliza con 20 guerrilleros entre los que se encuentra su compañero sentimental alias “El Coste”, Cabecilla de Escuadra.

Así mismo, a María Elda se le señala como la encargada de administrar, consolidar y suministrar la información estratégica al frente, obtenida a través de medios públicos, ya que alias “Mayerly” tiene un amplio conocimiento en sistemas.

Entre las acciones terroristas atribuidas a estos individuos, sobresale la activación de un artefacto explosivo contra la población civil en el municipio de Apartadó el 28 de marzo de2009, lo que dejó como resultado a 15 personas heridas; el ataque terrorista en el sector de Porroso, entre los municipios de Dabeiba y Mutatá (Antioquia) contra la Fuerza Pública donde hubo 19 muertos y 5 heridos en el año de 2005.

Asimismo, se les señala como responsables del múltiple secuestro en la vereda La Fortuna, entre los municipios de Chigorodó y Mutatá, donde secuestraron 8 personas el pasado 19 de agosto del 2002.

Este resultado operacional se logra a partir de actividades de inteligencia, permitiendo la identificación y ubicación de esta estructura terrorista, que para las FARC constituye un soporte estratégico para la preservación de la zona de retaguardia y seguridad, además del control del narcotráfico sobre el noroccidente de Colombia y de salida hacia Centro América.

Prensa de la Policía Nacional