El examen minucioso de la hoja de vida de cada uno de los empleados de los nueve hoteles en los que se hospedarán los 33 jefes de Estado del continente, especialmente de los los chefs que se encargarán de sus platos, hace parte de las rigurosas medidas de seguridad para la VI Cumbre de las Américas en Cartagena.

Desde hace un año, la Policía y las Fuerzas Militares trabajan en el diseño del dispositivo de seguridad, que estará en manos de 5 mil policías dedicados exclusivamente al evento y 14 mil militares.

La preparación comenzó con el viaje de una comisión de Inteligencia de la Policía a Argentina y a Canadá, para conocer los modelos de vigilancia que estos dos países aplicaron cuando fueron sede de la cumbre, que en Colombia se realizará entre el 9 y el 15 de abril próximos.

Así se conformó un Centro Integrado de Inteligencia, que reúne a 32 agencias internacionales, las cuales estarán alertas ante cualquier amenaza terrorista o posibles disturbios.

El general José Roberto León Riaño, subdirector de la Policía Nacional y quien ha liderado el plan de seguridad, señala que hay mil policías del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) disponibles para contener cualquier intento de sabotear la Cumbre.

El trabajo de las autoridades colombianas también se conectará, las 24 horas, con Interpol, Ameripol y los esquemas de seguridad con que cada presidente o jefe de gobierno llegue a La Heroica.

La Policía destinó 650 uniformados exclusivamente a la seguridad de los mandatarios, pero su labor será de apoyo a las escoltas presidenciales. Los presidentes de Estados Unidos, Canadá, México y Brasil llegarán con los mayores dispositivos de seguridad.

Otro equipo tendrá a cargo la custodia de las primeras damas, cancilleres y demás integrantes de las delegaciones de cada país visitante. Lo propio pasará con los centenares de empresarios y líderes económicos que también visitarán el país.

Componente tecnológico

Los robots antiexplosivos que la Policía utilizó durante el Mundial Sub 20, 150 cámaras y aeronaves que sobrevolarán la ciudad hacen parte del dispositivo. Con los llamados TAP (Tiradores de Alta Precisión) y hasta con buzos desplegados en los puertos y la bahía, se reforzará el perímetro de seguridad.

Otra de las novedades será el 'escuadrón NBQR' (nucleares, biológicos, químicos y radiológicos). Son policías formados por personal de la Oficina de Energía Atómica, con sede Viena (Austria), para contener y atender emergencias atómicas y accidentes químicos y radiológicos.

La Policía también conformó un equipo especializado en manejo de crisis: psicólogos, sociólogos y trabajadores sociales capaces de hacer el papel de negociadores en una eventual emergencia, como toma de rehenes.

El dispositivo, explica el general León Riaño, es diferente al de la seguridad que la Policía Metropolitana de Cartagena destinó para la ciudad en general.

"Fue pensado con el objetivo de causar el mínimo traumatismo en la ciudad", dijo el general León, quien agregó que por eso también se contempló un grupo de policías de Tránsito y Transporte. Este no solo ayudará a la movilidad de los cartageneros sino que custodiará las rutas -desde aeropuertos, hoteles y Centro de Convenciones-, por donde se desplazarán las delegaciones.

En lo que coinciden las autoridades, tanto de Policía como locales, es en que de la seguridad no solo dependerá el éxito de la Cumbre sino de consolidar a Cartagena como destino turístico. Por eso, la campaña 'Sea buen anfitrión'.

Medidas y restricciones

1. Migración

Migración Colombia se reforzó para atender a los 8.000 viajeros que se espera ingresen al país durante la Cumbre. En el aeropuerto internacional Rafael Núñez de Cartagena se dispuso de un apoyo adicional de más de 60 funcionarios, entre grafólogos, documentólogos, dactiloscopistas y oficiales de Migración.

2. Tres días cívicos

El alcalde de Cartagena, Campo Elías Terán, confirmó que se declararán días cívicos el 13, 14 y 15 de abril. Oficinas y universidades públicas cesarán actividades. El mandatario pidió a la empresa privada colaboración con esta declaratoria. Durante los tres días estará prohibida la venta de licor en toda la ciudad, de 6 a.m. a 8 p.m.

3. Cierres viales

Getsemaní, las calles aledañas al Centro de Convenciones y la ciudad amurallada tendrán restricción para vehículos que no estén vinculados con la Cumbre, los días 14 y 15. El viernes 13 habrá cierres en la avenida Santander, ruta que tomarán las caravanas presidenciales. Motos no podrán circular con parrillero en varias zonas de la ciudad.

Bailes y ritmos de Palenque

Los sonidos afro serán el plato fuerte de la agenda cultural. La programación cultural de la Cumbre de las Américas girará en torno a los ritmos y expresiones artísticas de Cartagena y el corregimiento de San Basilio de Palenque.

Luis Armando Soto, director de Asuntos Culturales de la Cancillería, confirmó que en el teatro Adolfo Mejía empezará el programa cultural, el lunes a las 8:00 p.m. Todas las noches, hasta el 14 de abril, habrá presentaciones con entrada libre. Las cantaoras y tamboreros de Las Alegres Ambulancias, de San Basilio de Palenque, abrirán la muestra el lunes. El miércoles el turno es para los bailarines de los barrios de Cartagena, que hacen parte del Colegio del Cuerpo.

"Habrá otros eventos; por ejemplo, los Tambores de Cabildo y la Orquesta de Lucho Bermúdez van a recibir al grupo de embajadores que ha estado organizando la parte temática de la Cumbre", añadió Soto.

Esta agenda se suma a las presentaciones de Shakira -quien cantará el himno nacional en la inauguración del evento-, Carlos Vives y Fonseca.

Hoteleros, con la 'temporada' extendida

Cartagena. La ocupación hotelera que traerá la Cumbre de las Américas en Cartagena superará el 'lleno total' que ya es costumbre durante Semana Santa. Algunas delegaciones arribaron a la ciudad este fin de semana, lo que prolongará su estadía, situación que deja al gremio hotelero como uno de los mayores beneficiados.

Martha Noguera, presidenta de la junta directiva de Cotelco en La Heroica, señaló que de una ocupación en promedio del 85 por ciento pasará a casi el ciento por ciento durante los días claves de la Cumbre. John Barragán, presidente de la Asociación Hotelera Colombiana (Asotelca), indicó que no solo se beneficiarán los grandes hoteles, donde estarán los presidentes y sus altos funcionarios, sino también los medianos y pequeños, por la llegada de equipos técnicos, hombres de las Fuerzas Militares, periodistas y estudiantes.

"Por la alta ocupación -explicó Barragán- todos los hoteles incrementan su personal entre un 25 y 30 por ciento, generando así empleo". Se estima que llegarán cerca de 35.000 personas, que ocuparán las 5.700 habitaciones con que cuenta la ciudad, por lo que se prevé un alto consumo en restaurantes y comercio en general.

Quienes ya pronostican pérdidas son los taxistas, debido a las restricciones viales, lo que se suma a que las delegaciones se moverán en transporte privado. Los cocheros, por su parte, esperan no tener problemas de movilidad en el Centro y estiman ingresos por noche de entre 200 y 300 mil pesos. Julio Martínez, líder del gremio, dijo que hay 15 reservas para darles paseos a las esposas de los presidentes.

eltiempo.com