La exsenadora Piedad Córdoba Ruiz se pronunció este sábado en la noche acerca de la condición que fijaron las Farc para hacer efectiva laentrega de diez uniformados secuestrados que prometieron dejar en libertad. “Confío en que gobierno colombiano @JuanManSantos permitirá visita a guerrilleros presos”, sostuvo primero en su cuenta en Twitter.

Luego en entrevista con Telesur, Córdoba dijo que tiene “confianza” en que el presidente Juan Manuel Santos dé el permiso para visitar las cárceles y dar paso a que las Farc puedan iniciar el proceso de liberaciones.

“Creemos que estamos en la capacidad de insistir en la posibilidad de las visitas a las cárceles”, señaló la excongresista, ahora disidente del Partido Liberal.

“Creemos que con la conjugación de esfuerzos con el Gobierno nacional vamos a sacar esta situación adelante”, expresó.

También dijo estar satisfecha de la pronta respuesta que brindaron a las Farc al protocolo de seguridad, así como también de que el proceso de liberación de 10 cautivos se lleve a cabo en dos jornadas.

Con respecto a las visitas a los centros de reclusión, Córdoba anunció que este viernes el grupo de Colombianos y Colombianas por la Paz envió una carta al ministro de Justicia, Juan Carlos Esguerra, para solicitar que a partir de este 27 de marzo los activistas visiten las cárceles.

La vieja pelea por los ‘presos políticos’

El pasado 6 de marzo el ministro de Justicia, Juan Carlos Esguerra, en sendas cartas dirigidas a la exsenadora Piedad Córdoba y a varios congresistas, expresó su decisión de remitir al despacho del presidente Juan Manuel Santos la solicitud elevada ante él para que se autorice el ingreso de la “Comisión Internacional de Observación de los Derechos Humanos en los Establecimientos Carcelarios” a diferentes cárceles del país.

En la comunicación el ministro se mostró “sorprendido con los últimos pronunciamientos públicos en el sentido de que tales visitas tendrían como población objetivo a los 'presos y presas políticos, de guerra y de conciencia' -que, como dije, no existen en Colombia- y de que la Comisión de Mujeres tendría la misión de 'mediar', sin que el Gobierno la hubiera autorizado para ello".

El jefe de la cartera de justicia basó su decisión en el hecho de que, a la luz de los últimos comunicados y declaraciones a los medios de comunicación, trascendió que el carácter de estas visitas no era precisamente el que se había enunciado. En efecto, “mientras que siempre fueron planteadas como de carácter humanitario para verificar las condiciones de quienes se encuentran privados de la libertad, ahora ha venido a decirse que se trata de la 'cuota inicial' del proceso de paz entre la guerrilla y el Gobierno", dijo el ministro.

En ese sentido, el 9 de marzo la exsenadora Piedad Córdoba pidió una cita al Jefe de Estado para tratar temas relacionados a las liberaciones.

Ese día, Córdoba se comunicó con el secretario privado de presidencia, Juan Carlos Mira, para que él sea quien establezca la hora y el día de dicho encuentro.

Sin embargo, pocas horas después de esa petición, el presidente Santos desechó que pueda reunirse en los próximos días con la exsenadora Piedad Córdoba Ruiz. Recordó que el delegado del gobierno en las liberaciones es el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón.

“Quiero reiterar que el vocero del gobierno para tema liberaciones es Mindefensa. Hemos cumplido con todo y estamos listos para operativo”, escribió Santos en cuenta de la red social Twitter. 

elespectador.com