Alias Timochenkowww.fuerzasmilitares.org (17NOV2014).- El máximo jefe de las Farc, Rodrigo Londoño Echeverri, alias "Timochenko", criticó la condena impuesta por indígenas del pueblo Nasa a siete guerrilleros que asesinaron a dos miembros de su comunidad la semana pasada en el suroeste de Colombia, sentencia que calificó de "absurda".

Reunidos en asamblea, unos 2.000 indígenas de esta comunidad del departamento del Cauca condenaron el pasado domingo al autor material de ambos crímenes a 60 años de prisión, en tanto que cuatro adultos que le acompañaban recibieron penas de 40 años de cárcel cada uno y para dos menores de edad (de 14 y 17 años) que hacían parte del grupo se decretaron veinte latigazos.

"Es evidente que ese tipo de procedimientos repugna al más elemental sentido de justicia", escribió "Timochenko" en una columna publicada este jueves con fecha del 11 de noviembre en la web de Anncol, la agencia de noticias afín a las Farc.

Según el jefe rebelde, "se acusa falsamente a los milicianos (de las Farc) de haber asesinado cobardemente a dos guardias indígenas que les reclamaron por la instalación de una valla" alusiva al tercer aniversario de la muerte en una operación militar de su antecesor, Alfonso Cano, ocurrida el 4 de noviembre de 2011.

En un comunicado divulgado por la delegación de las Farc que negocia la paz con el Gobierno en La Habana, ese grupo reconoció el sábado el asesinato de los guardias indígenas Manuel Antonio Tumiñá y Daniel Coicué, en una zona rural de Toribío, en el departamento del Cauca, aunque lo atribuyó a un malentendido.

"Timochenko" agrega sin embargo que "los guardias indígenas, envenenados por quizás qué razón, reclamaron y exigieron a los milicianos remover la valla".

"Como estos no les hicieron caso, pasaron a agredirlos y a pretender quitarles su armamento y detenerlos. Los milicianos se retiraron del lugar y los guardias indígenas fueron tras ellos en la misma actitud" y "en medio de una lucha cuerpo a cuerpo, se producen los disparos que causan la muerte a dos de los guardias".

El asesinato de los dos indígenas ha sido condenado por diversas instancias del Gobierno colombiano y organismos internacionales.

Según el jefe de las Farc, la condena impuesta por los indígenas a los guerrilleros, "que se pretende consagrar como legítimo por el establecimiento no es otra cosa que el reinado absoluto de la arbitrariedad en un país que se describe como modelo".

"Si ese es el país al que piensan debemos reintegrarnos, no hay entonces la mínima posibilidad de ello", agregó en referencia a los diálogos de paz que desde hace dos años se celebran en La Habana.

Para el líder de las Farc, "el único tribunal legítimo para juzgar a los milicianos implicados en el absurdo episodio provocado por la irracionalidad sospechosa de unos cuantos indígenas (...) es el contemplado por el reglamento de régimen disciplinario de las Farc".

elespectador.com