Ricardo PatiñoEl canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, reconoció este viernes que Colombia ya no realiza fumigaciones dirigidas a acabar con los cultivos de coca en la frontera común, pero por el momento se mantendrá la demanda ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

Patiño afirmó que mientras que el Gobierno de Álvaro Uribe (2002-2010) no respondió a las exigencias ecuatorianas para que dejara de fumigar, motivo que se llevó el caso a la CIJ, las aspersiones tóxicas han dejado "definitivamente de hacerse" desde que Juan Manuel Santos asumió la Presidencia, remarcó.

El Gobierno de Ecuador interpuso la demanda a Colombia en 2008, año en el que además rompió las relaciones diplomáticas por el bombardeo al campamento de las Farc dentro de su territorio, en el que murió "Raúl Reyes", entre una veintena de personas.

"Respetamos la decisión del Gobierno colombiano (de fumigar) en su territorio aunque podemos no compartirla, pero cuando esos efectos llegan al nuestro tenemos la obligación de exigir que no se continúe", aclaró el canciller ecuatoriano a la emisora Blu Radio.

Sin pronunciarse sobre si el Gobierno ecuatoriano retiraría la demanda tras el cambio de rumbo que ha tomado el problema, Patiño explicó que esto "forma parte de los permanentes diálogos entre los países" y que es un proceso que tiene "que ir madurando progresivamente".

"Encontraremos caminos para sacar del camino las piedras que lo obstaculizan", agregó. En este proceso de mejora de relaciones, ambos Gobiernos celebrarán el próximo 11 de diciembre el primer gabinete binacional, al que asistirán los presidentes y varios ministros de los dos países, en la ciudad ecuatoriana de Tulcán, cerca de la frontera con Colombia.

"Es una nueva etapa de la relación: ya no se trata solamente de conversar ciertos temas, se trata de gobernar en conjunto", explicó Patiño que este viernes se reúne en Quito con la canciller colombiana, María Ángela Holguín, para preparar el encuentro.

elespectador.com