Daniel Ortegawww.fuerzasmilitares.org (01OCT2013).- El Gobierno de Nicaragua informó que una delegación de este país explicó a la ONU el desacato de Colombia a una sentencia de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) que favoreció a la nación centroamericana.

"Nosotros explicamos al secretario general (Ban Ki-moon) que el anuncio que había hecho Colombia de que la sentencia era inaplicable, era una violación a la Carta de Naciones Unidas, el artículo 94 dispone que todas las sentencias de la CIJ son de obligado cumplimiento", dijo el agente de Nicaragua en La Haya, Carlos Argüello, a través de medios oficiales.

Previamente el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, había anunciado la entrega de una carta a Ban, denunciando lo que consideró intereses expansionistas de Nicaragua.

Colombia se niega a cumplir con una sentencia de la CIJ de noviembre del 2012, en la que restituyó un área de entre 75.000 y más de 90.000 kilómetros cuadrados en el mar Caribe que estuvo bajo administración colombiana por 84 años, a excepción del archipiélago de San Andrés.

También puso en conocimiento del caso a la Secretaría Jurídica de la ONU.

"Así que ya la organización está al tanto de este incumplimiento de parte de Colombia, la organización está al tanto de que no puede depender de un país cumplir o no una sentencia y pretender que ahora que se ha dictado una sentencia es necesario negociar un tratado", detalló Argüello.

El encuentro incluyó a representantes de la Secretaría Jurídica de la ONU, afirmó el agente nicaragüense.

"Estamos en manos de la justicia internacional, no podemos estar en mejores manos", añadió.

La delegación nicaragüense ante Ban fue integrada por el canciller Samuel Santos, la representante permanente de Nicaragua ante la ONU, Mary Rubiales y Arguello, mientras que el secretario general del organismo se hizo acompañar por algunos de sus asesores, afirmó la fuente.

"Todos quedaron muy entendidos de lo delicado de la situación y tiene que prevalecer la justicia internacional", sostuvo el diplomático nicaragüense.

semana.com