A partir de los planteamientos del gobierno de Nicolás Maduro, lo poco que se ha negociado ha encontrado un túnel sin salida.
A partir de los planteamientos del gobierno de Nicolás Maduro, lo poco que se ha negociado ha encontrado un túnel sin salida.

www.fuerzasmilitares.org (04SEP2015).- En la tarde del jueves, una jornada maratónica dentro de la crisis fronteriza entre Colombia y Venezuela, la canciller María Ángela Holguín desmintió las declaraciones previas del presidente venezolano, Nicolás Maduro, acerca de las exigencias del gobierno del país vecino para reabrir los pasos limítrofes, que llevan cerrados 16 días.

La funcionaria destaca que la única vez que se reunió con su par venezolana, Delcy Rodríguez, se tocaron por lo menos cuatro puntos en los que no se ha llegado a un acuerdo ni se ha firmado documento alguno.

El primero, dijo Holguín, tiene que ver con el control del paramilitarismo en la zona fronteriza. Sobre ello la ministra manifestó que si bien la presencia de bandas criminales y otros grupos armados ilegales en la zona de frontera causa problemas de seguridad, la falta de entendimiento entre ambas naciones hace que cualquier control del lado colombiano sea ineficaz.

Otro de los puntos tiene que ver con los reclamos de Caracas en materia de contrabando, algo que, según dijo la canciller, es “muy difícil de controlar”. Se indicó que Colombia ya ha tomado control de al menos 47 pasos ilegales, pero no hay acciones por parte de la contraparte venezolana.

Ejemplificó que una bolsa de jabón, que en Colombia puede costar unos 5.600 pesos, al otro lado de la frontera puede valer -gracias a los subsidios estatales- alrededor de 80 pesos por cuenta de la devaluación del bolívar. La gasolina sufre una problemática similar.

Así mismo se indicó que el contrabando incautado en Colombia será devuelto al gobierno de Venezuela gracias a la recientemente aprobada Ley Anticontrabando, pero que no será efectivo hasta que la DIAN y la Seniat del país vecino se sienten a definir los procedimientos.

Un tercer ítem tiene que ver con la exigencia del Palacio de Miraflores para que en la legislación nacional se elimine el marco legal que permite la libre compra y venta de divisas, algo que Colombia de plano se niega a hacer. Venezuela acusa de que esta política es la causante de que se deprima el valor de su moneda ente el peso.

Holguín resaltó que mientras en este lado de la frontera hay un mercado libre para cualquier tipo de moneda, en especial el dólar, al otro lado opera un rígido sistema de control de cambios con tres tasas."Son dos sistemas económicos completamente distintos", recalcó la jefe de la diplomacia colombiana.

Finalmente, Caracas exigió que el gobierno Santos implantara un control a de los medios de comunicación que fue declarado inaceptable de inmediato. "Aquí hay libertad de expresión. Eso no se discute", recalcó Holguín.

La canciller destacó que Maduro haya manifestado su interés de encontrarse con Santos y dijo que "ojalá así sea porque así es como se solucionan los problemas". Insistió en que Colombia hará respetar la dignidad de sus connacionales: "No los van a tratar como si no tuvieran un país que los defienda", puntualizó.

semana.com