Un niño migrante camina en un refugio temporal, instalado para la llamada caravana de migrantes, Tijuana (México), 5 de diciembre de 2018.
Un niño migrante camina en un refugio temporal, instalado para la llamada caravana de migrantes, Tijuana (México), 5 de diciembre de 2018.

www.fuerzasmilitares.org (07DIC2018).- Un grupo pro derechos humanos pide aclaraciones sobre el paradero de más de 3000 migrantes que había llegado a la frontera sur de EE.UU.

El dirigente del grupo de defensa de migrantes Ángeles sin Fronteras, Sergio Tamai, denunció que de 6000 centroamericanos que habían en el refugio de la zona norte solo hay poco más de 2100.

El funcionario destalló que, de la cifra total de los migrantes, solo 600 volvieron a Honduras por voluntad propia o por haber resultado deportados, pero no se sabe nada del destino del resto de los solicitantes de asilo.

“Es hora de aclarar dónde están esos 3000, si fueron las autoridades las que mintieron cuando empezaron a hacer la contabilidad pues se habla de que andaban pidiendo los 100 millones de pesos”, indicó Tamai, citado el miércoles por los medios locales.

El secretario de Seguridad Pública de Tijuana, Marco Antonio Sotomayor, no obstante, intentó justificar la desaparición, diciendo que ellos podrían estar en cualquier punto en Tijuana, sin que la autoridad pueda precisar dónde.

Barajó asimismo posibilidades de que los migrantes podrían haber cruzado las fronteras de EE.UU. o resultado detenidos o deportados. “Incluso cabe la posibilidad de que en el conteo inicial haya habido un error”, reconoció Sotomayor.

Sin embargo, la duda surge en torno a los 550 mil pesos que según el alcalde Juan Manuel Gastelum diariamente se invertían para sostener el alberge de la unidad Benito Juárez o a los 100 millones que se pedían para atender esta emergencia

 

(Hispantv.com)