Combates en la capital SiriaRusia advirtió hoy que impugnará una resolución sobre Siria propuesta por países árabes en la Asamblea General de la ONU.

“El anteproyecto de resolución de la Asamblea General invade las prerrogativas del Consejo de Seguridad, lo cual se contradice con los planteamientos de la Carta de las Naciones Unidas”, señaló el Ministerio ruso de Asuntos Exteriores en un comentario publicado este jueves en su web.

Exteriores considera que “este documento, en su versión actual, no contribuye a estabilizar la situación y cesar la violencia en Siria, por lo que Rusia no lo apoyará”.

Moscú calificó de “unilateralista y desequilibrado” el documento que endosa en el Gobierno de Siria plena responsabilidad por la violencia y deja a la oposición al margen, con lo cual incentiva su lucha armada sin cuartel contra el régimen.

Propuesto por Arabia Saudita y avalado por 193 países, el anteproyecto estipulaba en un principio sanciones contra Siria y exigía la salida de su actual presidente, Bashar Asad, dos puntos que supuestamente fueron eliminados de una nueva versión del borrador, aunque el fuego de las críticas se mantiene sobre el régimen gobernante en Siria.

Al margen de su carga moral, las resoluciones de la Asamblea General no son vinculantes a diferencia de las del Consejo de Seguridad de la ONU, organismo en el que Rusia y China ya usaron tres veces su condición de miembros permanentes para vetar las propuestas de sanciones contra Damasco.

El conflicto en Siria causó más de 16.000 muertos desde marzo de 2011, según los altos cargos de la ONU.

RIA Novosti