Trabajos de la Media Luna Roja tras el sismo que dejó más de 300 muertos en Irán. Foto: AFPLas dos poblaciones más afectadas por los fuertes terremotos del pasado sábado en el noroeste de Irán, Varzagan y Ahar, quedaron incomunicadas por carretera al hundirse un puente debido a un nuevo sismo de considerable magnitud registrado este martes, informó este miércoles la agencia oficial iraní, IRNA.

Según la fuente, el nuevo terremoto causó al menos cuatro heridos, alcanzó los 5,3 grados de magnitud en la escala abierta de Richter y tuvo lugar a las 14.02 GMT de este martes en el distrito de Varzagan, uno de los cuatro de la provincia iraní de Azerbaiyán Oriental afectados por los sismos el pasado 11 de agosto.

La Media Luna Roja de Irán aún mantiene una operación de búsqueda para tratar de determinar si hubo más heridos en este nuevo terremoto.

Este nuevo seísmo ha sido la réplica más fuerte a los dos terremotos consecutivos del pasado sábado, de 6,2 y 6,0 grados Richter, que causaron al menos 306 muertos,más de 3.000 heridos y unos 300.000 damnificados.

Por su parte, según la agencia estudiantil ISNA, Husein Gadami, director de Gestión de Emergencias del Ministerio del Interior de Irán, las autoridades, cuatro días después de los terremotos, aún no disponen de cifras de desaparecidos.

Muchos miles de personas no damnificadas por los sismos han dormido desde el sábado fuera de sus casas, en lugares abiertos, por miedo a los continuos temblores, incluso en zonas relativamente alejadas del área devastada, como Tabriz, la capital provincial.

Los terremotos del pasado sábado causaron daños por valor de al menos 400 millones de dólares, según los primeros cálculos de organismos provinciales, informó la agencia local Mehr.

El Gobernador de Azerbaiyán Oriental, Ahmad Ali Reza Beigi, anunció que el Gobierno había anunciado un plan para construir 20.000 viviendas en los distritos afectados,según la televisión oficial iraní en inglés, PressTV.

Baigi señaló que en las localidades de Varzagan, Ahar y Haris, desde el martes, ya se han habilitado refugios de urgencia para prácticamente todas las personas que quedaron sin vivienda, pero no precisó la situación en las pequeñas aldeas.

En total, explicó, los alojados con medios de emergencia son 50.400 y, una vez ubicados los que quedan, las autoridades iniciarán las gestiones con instituciones y constructores para acelerar los trabajos de las nuevas viviendas, para que se puedan adelantar antes de la llegada del invierno, en una zona muy fría.

Por su parte, Gadami señaló que, dentro de 45 días, colocarán viviendas prefabricadas en contenedores para alojar a las personas cuyas viviendas no se hayan podido reconstruir.

Recordó Beigi que las operaciones de búsqueda y rescate habían concluido salvo en casos especiales, que los fallecidos han sido inhumados y la inmensa mayoría de los heridos han sido atendidos sobre el terreno o en hospitales.

Un total de 35 equipos de ayuda sicológica y de asistencia social se han desplazado ya a la zona afectada y una organización pública dedicada a la protección de menores ha instalado varias guarderías en el área y se ha comprometido a atender y dar de comer a 10.000 personas al día , agregó Gadami.

Por otro lado, continúan llegando a Irán cargamentos con ayuda humanitaria y, hasta el momento, se han recibido al menos de Azerbaiyán, Catar, Turquía y Pakistán, aunque varias decenas de países han ofrecido su asistencia, según Gadami.

elespectador.com