Sistemas antiaéreos de emplazamiento terrestre PatriotLas fuerzas Aéreas de Israel y Estados Unidos iniciaron hoy las mayores maniobras conjuntas jamás celebradas de defensa aérea y antimisil, en las que participan miles de efectivos de ambos Ejércitos y sus principales sistemas antiaéreos, informó a RIA Novosti un portavoz de las Fuerzas de Defensa israelíes.

Según explicó, el ejercicio bautizado Austere Challenge 12 se desarrollará durante tres semanas en Israel y congregará a unos 3.500 soldados estadounidenses y un millar de sus colegas israelíes, con lo que será el mayor ensayo conjunto celebrado hasta ahora por las Fuerzas Aéreas de ambos países.

Los aliados afirman que las maniobras se venían preparando desde hacía dos años y que “no tienen relación alguna con acontecimientos concretos en Oriente Próximo”.

“El ensayo entero obedece al objetivo de perfeccionar las posibilidades conjuntas estadounidense-israelíes. Es un trabajo militar de equipo. No tiene relación alguna con las elecciones, ni con la tensión en Oriente Próximo. Somos militares profesionales que se entrenan juntos para fines defensivos”, indicó el teniente general Craig Franklin, comandante de las fuerzas estadounidenses en las maniobras.

Según se adelanta, el Ejército estadounidense utilizará en los ejercicios sistemas antiaéreos de emplazamiento terrestre y naval, Patriot y Aegis, respectivamente, a los que Israel sumará sus Arrow 2 de largo alcance, así como Iron Dome, antimisiles de corto alcance que se emplean contra los cohetes de las milicias palestinas en la frontera con la Franja de Gaza.

Las maniobras, que se celebrarán principalmente a modo de simulacro, costarán unos 30.000 millones de dólares a EEUU y unos 8.000 millones a Israel.

RIA Novosti