Yak-130China no está interesada en comprar aviones de entrenamiento militar Yak-130 a Rusia porque construirá uno propio, declaró hoy Serguei Kórnev, jefe del departamento de aviación de la exportadora de armas rusa Rosoboronexport.

"China mostró interés por el nuevo avión ruso de entrenamiento militar Yak-130, pero se abstendrá de comprarlo porque planea construir uno propio", dijo Kórnev quien asiste al Salón Aeroespacial Internacional Airshow China 2012.

Comentó que los ingenieros chinos optaron por un modelo supersónico a pesar de no tener por ahora motores lo suficientemente potentes para este proyecto.

También señaló que el Yak-130 tiene grandes ventajas en los mercados de los países vecinos de China que no poseen tecnología aeronáutica propia.

"El Yak-130 no es supersónico pero, en cambio, puede aterrizar en pistas prácticamente no habilitadas donde no hay instalaciones logísticas terrestres", destacó Kórnev.

Recordó que en Rusia, el Yak-130 es el avión básico para el entrenamiento de los pilotos de la Fuerza Aérea. El aparato permite entrenarse a pilotos rusos y extranjeros de los aviones de combate de las generaciones 4+ y 5+.

Refiriéndose a las exportaciones del Yak-130, dijo que se están celebrando negociaciones con varios países y que la capacidad del mercado de este avión se calcula en 250 unidades a mediano plazo.

"Recientemente, el Comandante de la Fuerza Aérea de Bangladesh visitó el stand ruso en Airshow China 2012 y se interesó por comprar los Yak-130", comentó el representante de Rosoboronexport.

El Salón Aeroespacial Internacional Airshow China 2012 se inauguró el 13 de noviembre en la ciudad de Zhuhai, situada en la provincia sureña china de Guangdong.

RIA Novosti