Lakhdar BrahimiEl enviado especial de la ONU y la Liga Árabe, Lakhdar Brahimi, afirmó hoy tener un plan de arreglo del conflicto sirio el que puede apoyar la comunidad mundial.

“Hablé sobre este plan con Rusia y Siria y creo que esta proposición puede ser aceptada por la comunidad mundial”, declaró Brahimi en una rueda de prensa en El Cairo sin dar detalles de su iniciativa.

Tras reunirse ayer en Moscú con el ministro de Exteriores de Rusia, Serguei Lavrov, el enviado especial expresó la esperanza de que en 2013 sea posible resolver el conflicto en Siria.

También dijo que los acuerdos de Ginebra son “un fundamento excelente para continuar el proceso político” aunque “probablemente, habrá que introducir en ellos algunos correctivos”.

Antes de cumplir la visita a Moscú, Brahimi celebró las conversaciones con los dirigentes sirios en Damasco.

El conflicto en Siria causó entre 20.000 y 40.000 muertos y medio millón de refugiados desde marzo de 2011, según diversas estimaciones internacionales.

RIA Novosti