Bebe hipopótamo www.fuerzasmilitares.org (13ABR2014).- Fue el mismo Ministerio de Ambiente el que informó ayer que en días pasados se habían escapado diez hipopótamos de la Hacienda Nápoles, en Antioquia. Desde Medellín, la Ministra Luz Helena Sarmiento “disparó las alarmas” y le advirtió a los pobladores de Puerto Triunfo que deberían adoptar inmediatamente medidas de seguridad por si se encuentran a uno de estos animales de frente.

Y no es para menos. Los hipopótamos son los animales que más producen muertes humanas en África. Mamíferos de tres o cuatro toneladas, territorialistas, que pueden ser altamente agresivos.

Pero según David Echeverri, director de Fauna la autoridad ambiental en Puerto Triunfo (Cornare) lo que dice el ministerio no es del todo cierto, “aquí lo que hay es desinformación- le dijo el funcionario a El Espectador-. Necesitamos llamar la atención sobre la preocupante situación de los hipopótamos de Nápoles pero no es cierto que se hayan volado diez animales de un día para otro”.

Lo que ha ocurrido, explica Echeverri, es que estos animales no han parado de reproducirse y de dos que llegaron hace 30 años –traídos por el capo Pablo Escobar – ahora puede haber más de 40. “En Nápoles hay por lo menos treinta y como no tienen los cercados adecuados, sabemos que manadas pequeñas han salido en los últimos meses buscando colonizar otros lugares. Algunos machos jóvenes buscan establecer su propio territorio y comienzan a migrar. Estos animales pueden ser muy agresivos y los pobladores tiene que tener cuidado”.

La fuerza de los hipopótamos es tanta que cruzan fácilmente las cercas de Nápoles (ahora convertida en Parque Temático) y también las del ganado, lo que le ha impedido a las autoridades saber cuántos andan sueltos. “Cornare no tiene el dato de cuántos animales podrían estar por fuera de la hacienda, esta es una zona con fincas muy grandes, lo que sabemos es que sí se han visto algunos animales deambulando”, dice el director de fauna de la corporación.

Los hipopótamos de Pablo Escobar se han convertido en un verdadero problema ambiental para Puerto Triunfo y Cornare. Los animales se han reproducido sin control y sus migraciones están poniendo en peligro a los pobladores y la biodiversidad de la zona, sobre todo a las poblaciones de manatíes y nutrias, indica la autoridad ambiental.

¿Qué hacer con los hipopótamos de Escobar?

El médico veterinario Carlos Valderrama es quizá uno de los científico que más conoce esta problemática. En 2009 coordinó la captura de Pepe, el mediático hipopótamo agresivo que escapó de Nápoles y tuvo que ser sacrificado por su alto nivel de peligrosidad y en 2011 dirigió la esterilización de otro animal que había escapado de la hacienda.

Valderrama recuerda que castrar a ese hipopótamo costó unos $80 millones y fue posible gracias a la unión de esfuerzos de organizaciones nacionales e internacionales. “Las advertencias las venimos haciendo desde 2005. Se necesitan acciones más concretas sobre el manejo de estos animales. Cerramientos indicados, el traslado de algunas manadas a otros sitios, la esterilización de los machos e inevitablemente el sacrificio de algunos individuos”, dice Valderrama.

Uno de los obstáculos, indica el veterinario, es que ningún zoológico quiere recibir estos mamíferos. “Son animales grandes y agresivos que pueden tener hasta seis crías por año. Los zoológicos del país no tienen las herramientas de manejo indicadas y tampoco la capacidad económica para mantenerlos”.

Para David Echeverri, de Cornare, la Dirección Nacional de Estupefacientes debería entregar recursos para el mantenimiento de estos animales, “es una especie invasora, traída a este lugar por Pablo Escobar, que se volvió un problema para la región desde antes de que se crearan las autoridades ambientales. Estupefacientes debería asumir parte de los costos de manejo. Los hipopótamos se siguen reproduciendo y son riesgo para la población ribereña. Aunque tenga ese aspecto bonachón este es un animal salvaje muy impredecible, no sabemos en que momento pueda atacar”. 

elespectador.com