30 inmigrantes permanecen encaramados en la parte alta de la valla EFEwww.fuerzasmilitares.org (01SEP2014).- La valla que separa Marruecos del enclave español de Melilla, en el norte de África, registró este sábado un nuevo intento de asalto por parte de un grupo de 250 inmigrantes subsaharianos, de los que solo 15 lograron saltar a suelo español. 

Según informaron medios del país, en torno a 70 treparon por la verja y algunos de ellos permanecieron subidos en ella durante horas mientras lanzaban proclamas de victoria, informó DPA. 

Esta conducta, que mantiene a las fuerzas de seguridad en vilo, se ha convertido en habitual en los últimos meses. En el intento más reciente de entrada a España, que tuvo lugar el 13 de agosto, algunos inmigrantes estuvieron encaramados a la valla 16 horas. 

Cuando los sin papeles entran en territorio español, las fuerzas de seguridad los llevan a un centro de tránsito para inmigrantes, en espera de su repatriación. En muchos casos son ellos mismos los que se dirigen directamente a uno de esos centros, conocidos como CETIs, tras saltar la valla fronteriza. 

La nueva tentativa se produce dos semanas después de la crisis migratoria en la frontera sur de España. Más de 1.200 inmigrantes fueron rescatados entonces en aguas del Estrecho de Gibraltar, mientras cientos intentaron saltar la valla de Melilla. 

El ministro español de Interior, Jorge Fernández Díaz instó a la Unión Europea (UE) una vez más a "velar por la inviolabilidad de sus fronteras". 

En un encuentro mantenido este sábado con su homólogo francés, Bernard Cazeneuve, ambos acordaron proponer a la UE la creación de un puesto de coordinador europeo para combatir la inmigración irregular. 

eluniversal.com