El presidente saliente de Rusia, Dmitri Medvédev, aseguró hoy que la seguridad nacional y la defensa seguirán siendo sus prioridades, si se pone al frente del Gobierno el próximo mes de mayo, tal y como planea su sucesor Vladímir Putin.

“La defensa y la seguridad siempre estarán entre las prioridades del Estado y las mías propias, si me toca ocupar cargos correspondientes en el futuro”, declaró Medvédev en una entrevista con varias cadenas de televisión rusas.

El presidente electo, Vladímir Putin, manifestó más de una vez la intención de nombrar a Medvédev primer ministro tras la investidura de mayo próximo.

Medvédev señaló la necesidad de continuar la reforma del Ejército ruso “para que sea poderoso, combativo, con personal bien motivado, que ama a su país y entiende para qué escoge el servicio militar”.

También recordó que el arsenal de las FF.AA. sigue prácticamente invariable desde la desaparición de la URSS.

“Afrontamos la tarea de cambiar entre el 50% y el 70% del armamento para 2020, para que haya nuevos misiles, nuevos vehículos blindados y nuevos sistemas de comunicaciones”, dijo.

RIA Novosti