Sebastian PiñeraEl presidente de Chile, Sebastián Piñera, inició hoy una visita oficial a Australia a fin de promocionar la inversión en su país, principalmente en el sector energético y minero, y para reforzar los lazos bilaterales.

En un acto que congregó en Sídney a unos 300 empresarios, funcionarios australianos y latinoamericanos, Piñera comentó que la economía de Chile crece a una media de un seis por ciento anual y que hasta el momento su país ha suscrito más de 60 tratados bilaterales de libre comercio.

Piñera señaló que Chile precisa mayor inversión extranjera para cumplir con los objetivos de desarrollo con la creación de puestos de trabajo, la erradicación de la pobreza extrema y el aumento de la renta per cápita hasta unos 25.000 dólares anuales.

El presidente recordó que "Australia está entre los seis mayores inversores extranjeros de Chile" e invitó a las empresas a aumentar su presencia y a transferir tecnología y conocimientos.

Chile es el tercer socio latinoamericano de Australia y uno de los principales destinos de las inversiones de unas 80 empresas mineras australianas, entre las que destacan las realizadas por BHP Billiton y Rio Tinto.

En 2011, el valor del intercambio comercial bilateral entre Chile y Australia alcanzó los 1.400 millones de dólares, cifra por encima de la registrada el año anterior y que fue de 1.200 millones de dólares, según datos oficiales.

Australia y Chile tienen muchas afinidades porque ambos "son dos países eminentemente mineros", también agrícolas, y "coinciden en su estructura económica, opiniones, además de tener economías libres y abiertas", dijo a Efe el canciller chileno, Manuel Moreno.

Con base a esa afinidad entre Chile y Australia, Piñera buscará fomentar mayores inversiones en el sector minero y energético en una etapa en la que necesita "duplicar su base generadora de energía y avanzar en proyectos" de este tipo, subrayó Moreno.

El jefe de la diplomacia chilena señaló que el Ejecutivo persigue que Chile tenga en 2020 un 20 por ciento de energía renovable, por lo que apuntó que "todas las inversiones son bienvenidas en este sector".

Por su lado, el diputado chileno Ramón Barros dijo a Efe que además "del reforzamiento de los intereses de producción de energía", su país mantiene con Australia intenso intercambio de estudiantes universitarios.

Durante la primera jornada de la visita de dos días de Piñera a Australia, se manifestaron cerca de una veintena de activistas de habla hispana que enarbolaron banderas rojas con la imagen del Che Guevara y que abogaron en favor de la enseñanza gratuita en Chile.

Uno de los líderes de la protesta, el comunista chileno Vlaudín Vega dijo a Efe que sus compatriotas están preocupados por la educación en Chile y demandan su gratuidad y un "cambio profundo en la sociedad chilena".

Entretanto, en un hotel de Sídney, la mayor ciudad de Australia, se dieron cita empresarios, funcionarios latinoamericanos y miembros de la comunidad chilena.

Piñera concluye hoy su visita a Sídney con un discurso en el Instituto Lowy sobre el Acuerdo Estratégico Trans-Pacífico de Asociación Económica.

El citado acuerdo, que supondría el embrión de la mayor plataforma para la integración económica de los países de Asia y el Pacífico, cuenta actualmente con nueve miembros.

Estos son Australia, Brunei, Chile, Malasia, Nueva Zelanda, Singapur, Estados Unidos, Perú y Vietnam.

El mandatario chileno tiene previsto desplazarse mañana a la capital, Camberra, junto su al resto de los integrantes de su delegación, para mantener reuniones con miembros del Ejecutivo y representantes del Legislativo australiano.

El encuentro de Piñera con la jefa del Gobierno, Julia Gillard, fue suspendido debido al fallecimiento del padre de la primera ministra, quien ha delegado sus funciones al viceprimer ministro y jefe del departamento del Tesoro, Wayne Swan.

milenio.com