Tiburón BlancoDespués de registrarse cinco ataques mortales de tiburones blancos en el último año, las autoridades australianas han levantado la veda de caza de este gran depredador del oceáno que supone una amenaza para los bañistas en la costa occidental del país. "Siempre pondremos las vidas y la seguridad de los bañistas por delante del tiburón", señaló el ministro principal del estado de Australia Occidental, Colin Barnett. "Se trata, después de todo, de un pez, mantengamos la perspectiva", agregó.

La iniciativa permitirá a las autoridades perseguir y matar a un tiburón si se lo detecta cerca de bañistas. Hasta ahora solo se podía cazar tiburones si habían atacado a un bañista. Asimismo, el Gobierno estatal comprará más esquíes acuáticos para los socorristas y financiará más patrullas provistas de helicóptero en las playas.

En las aguas de Australia habitan más de cien especies de tiburón, en su mayoría no agresivos. El tiburón blanco, tigre y toro son considerados como los más peligrosos, aunque suelen vivir en aguas alejadas de las playas concurridas.

El primer ataque mortal de un gran tiburón blanco conocido en el país se remonta a 1791 y desde entonces se han registrado 689 casos, de los que 200 resultaron mortales, según datos de la Sociedad de Conservación de Australia.

actualidad.rt.com