Julia GillardLa primera ministra de Australia, Julia Gillard, condenó de la manera "más dura posible" hoy la tercera prueba nuclear efectuada por Corea del Norte y abogó por una respuesta lo "más dura posible" del Consejo de Seguridad de la ONU.

"El Gobierno de Australia condena en los términos más duros posibles la prueba nuclear de Corea del Norte", dijo Gillard en una comunicado.

"Como miembro del Consejo de Seguridad, Australia trabajará para que haya la respuesta más dura posible ante el desafío continuado de Corea del Norte hacia la voluntad de la comunidad internacional", añadió la jefa de gobierno de Australia.

Desde la oposición, su portavoz de Exteriores, Julie Bishop, pidió la condena "más dura posible por una conducta que persigue desestabilizar a la península de Corea y más allá".

El portavoz de asuntos nucleares de los Verdes, Scott Ludlam, instó al Gobierno australiano a promover pasos serios hacia el desarmamento nuclear.

EFE