Ocean Shieldwww.fuerzasmilitares.org (12ABR2014).- El primer ministro australiano aseguró este sábado que la búsqueda en el sur del Océano Índico de los restos del vuelo MH370 de Malaysia Airlines, desaparecido hace más de un mes con 239 personas a bordo, llevará mucho tiempo.

"Intentar localizar algo situado a 4,5 kilómetros de profundidad en el océano en una zona a cerca de mil kilómetros de las costas supone un trabajo enorme, enorme, y es probable que tarde mucho tiempo", dijo Tony Abbott en una rueda de prensa.

El Centro Conjunto de Coordinación de Agencias (JACC), que lleva a cabo las operaciones de búsqueda desde Perth (oeste de Australia), indicó este sábado que la zona de rastreo donde aviones y barcos buscan los restos del Boeing 777 ha sido reducida de nuevo.

La semana pasada una sonda hidrófona estadounidense arrastrada a baja velocidad por el "Ocean Shield", un navío de la Marina australiana, ha captado cuatro señales que podrían provenir del avión.

Por su parte un sonar que fue lanzado a la zona detectó otra señal pero que en principio no está relacionada con el avión, dijo el JACC.

El viernes el primer ministro australiano dijo tener "mucha confianza" en que los ultrasonidos que se han detectado provengan de las cajas negras del vuelo.

Hasta el pasado fin de semana, cuando se detectaron los primeros ultrasonidos, el amplio dispositivo aéreo y marítimo desplegado en la zona para buscar el avión no había descubierto ninguna pista.

Los investigadores están llevando a cabo una carrera contrarreloj para localizar las cajas negras antes de que se terminen sus baterías y la señal sonora desaparezca para siempre.

En total, este sábado diez aviones y 14 barcos seguían buscando rastros en una zona de cerca de 41.000 km2, donde el resto de barcos tienen prohibida la entrada para evitar la contaminación acústica.

El "Ocean Shield", el buque que arrastra la sonda por el fondo del océano, trabaja en una zona mucho más pequeña, de pocos kilómetros cuadrados, situada a 2.312 km al noroeste de Perth.

AFP