Vacunowww.fuerzasmilitares.org (20ABR2014).- El veto ruso a las importaciones de carne de Australia favorecerá a los productores latinoamericanos. Los restaurantes y cadenas comerciales quieren comprar carne a Uruguay y Paraguay. Pese a que es un 20% más cara que la nacional, el precio lo compensa su buena calidad, escribe el diario Kommersant.

Según la dirección de la red de restaurantes moscovitas El Gaucho, el veto a los cárnicos de Australia les puso al borde de una “catástrofe” puesto que el 99% de sus platos se fabricaban a base de la ternera australiana.

Una situación parecida viven otras grandes cadenas comerciales rusas.

Los funcionarios de Rosseljoznadzor, entidad rusa encargada del control veterinario y fitosanitario, esperan que Japón pueda convertirse en el nuevo importador de carne para Rusia, pero los minoristas estudian las posibilidades de importarla desde Paraguay y Uruguay.

En 2013 Rusia importó de Uruguay 35.000 toneladas de carne congelada y 100 toneladas de refrigerada, mientras que de Paraguay llegó a Rusia 522 toneladas de carne refrigerada.

“Hemos utilizado cárnicos rusos, que son un 20% más baratos pero su calidad es notablemente más baja”, explicó la elección el director general de la cadena Globus Gurme, Andréi Yákovlev.

RIA Novosti