Santiago Rivas en el Amazonas venezolano, en un reciente trabajo para la empresa Dornier.
Santiago Rivas en el Amazonas venezolano, en un reciente trabajo para la empresa Dornier.

www.fuerzasmilitares.org (30JUL2016).- Santiago Rivas nació en 1977 en Buenos Aires, Argentina, y desde 1997 trabaja como periodista para medios de aviación y defensa en todo el mundo, especialmente en Europa y América Latina, aunque también ha publicado en lugares como Japón, Sudáfrica, Australia y Nueva Zelanda. También, desde 2003 se dedica al periodismo ligado al sector agrícola y ganadero de la Argentina. Amablemente ha accedido a concedernos una entrevista.

¿Por qué decidió ser periodista, qué lo motivó?

Desde muy chico me interesó seguir la realidad e investigarla, también la historia. Ya a los 10 años hice mi primer periódico, que distribuía entre mi familia y amigos. En esos tiempos también empezó mi gustó por la aviación y la defensa, a través de mi abuelo, que había sido comandante de submarinos en la Armada Argentina.

¿Para qué medios escribe?

Hoy escribo para una gran cantidad de medios aeronáuticos y de defensa, destacándose Janes, Combat Aircraft, Air Forces Monthly, Tecnología Militar, Military Technology, Air International, Asas, Força Aérea, Perú Defensa, Vortexx, Aero ERMO, Skrzydlata Polska, Flug Revue, Flieger Revue, Air Magazine, Rivista Aeronautica, J-Wings y muchas otras.

¿Ha recibido reconocimientos o premios por su labor periodística?

He recibido premios por mi trabajo en el área agrícola. En la parte de aviación y defensa creo que hoy no existe ningún premio serio. Personalmente creo que el mejor reconocimiento es que a la gente le interese lo que hago.

¿A qué se dedica actualmente en el terreno profesional?

Me dedico al periodismo especializado en aviación y defensa y al periodismo en el sector agrícola.

Háblenos de los libros que ha escrito.

Llevo 13 libros publicados y varios más en proceso. El primero se publicó en 2007 en Brasil y es una breve historia de la Guerra de Malvinas, del cual una versión adaptada se publicó poco después en Francia. He participado además en seis monografías editadas en Argentina por Jorge Núñez Padín, dos libros editados en Alemania por Tankograd (uno sobre el tanque TAM y otro sobre el Ejército Argentino actual), otro libro editado en Francia sobre La Aviación Brasileña en la 2º Guerra Mundial, uno editado en Austria llamado Latin American Mirages y el que creo que ha sido mi mejor trabajo que es Wings of the Malvinas, editado en Inglaterra en 2012, sobre toda la aviación argentina en la Guerra de Malvinas.

Ahora están en proceso de edición el libro Axis Aircraft in Latin America, escrito con Amaru Tincopa, de Perú, y un libro sobre los sucesos de Bahía de Cochinos en Cuba.

¿Conoce Colombia?, ¿nos ha visitado?

Sí, he estado ya cuatro veces en Colombia, en 2011, 2013, 2015 y 2016.

Por favor, ¿puede darnos su opinión sobre el actual proceso de paz que adelanta el Gobierno Colombiano con el grupo FARC?

Si bien creo que el país debe terminar de una vez con una guerra interna tan prolongada y que ha causado un enorme perjuicio en muchos sentidos, no se si dar tantas garantías a las FARC sea una solución. Teniendo en cuenta su relación con el narcotráfico, creo que el problema, más que achicarse, puede agrandarse, ya que pasaría de ser un problema militar a uno de seguridad, restringiendo el accionar de las Fuerzas Armadas pero sin eliminar al enemigo, que pasaría de grupo guerrillero a banda criminal. Eso puede generarle muchas ventajas a una organización que pasaría a dedicarse solamente a su actividad delictiva.
Creo que el gobierno no debe apuntar a un armisticio, sino a la rendición incondicional de las FARC y los demás grupos guerrilleros.

Mi opinión personal es que el proceso está mal encarado y genera sospechas en las garantías y beneficios que se le ofrecen a los miembros de las FARC. La forma en que se ve parece más una claudicación del estado en combatirlos y, si se tiene en cuenta el problema que las FARC significan en el negocio de la droga, genera más preocupación.

¿Cómo se beneficiará la región con la paz en Colombia?

No sé si el resto de la región sentiría un beneficio. Hoy creo que las FARC no afectan tanto a la región como sí lo hace el narcotráfico, y que ya es algo que hace tiempo ha trascendido las fronteras de Colombia. Si bien en la región se identifica a Colombia con la producción de drogas, la realidad es bastante distinta.
Creo que darle garantías a las FARC podría llevar a un incremento del negocio de la droga en Colombia y eso, más que beneficio, podría ser un perjuicio para la región.

¿Qué percepción hay en Argentina en torno al proceso de paz en Colombia?

No hay demasiada información concreta en los medios. En general la gente tiene una idea muy vaga o casi nula sobre el proceso de paz, aunque en general creo que la opinión de la mayoría es que debería haber un fin al conflicto.

 

(Douglas Hernández, Medellín)